Storia dietro l'illustrazione: In Gelato We Trust

HISTORIA DETRÁS DE LA ILUSTRACIÓN: EN GELATO CONFIAMOS

El helado es el postre italiano más querido por italianos y extranjeros.

Sólo en Italia hay 39.000 heladerías, en Europa 65.000. Sin embargo, ¿cuántos conocen su historia?

El helado tiene una historia de contaminación, que se fusiona con la historia italiana y se convierte en su emblema. Se desconoce el verdadero origen del primer ejemplar de helado, se cree que data de hace más de 3000 años y que es asiático.

El helado tal como lo conocemos hoy comenzó a desarrollarse en Italia durante el Renacimiento, precisamente en la corte de los Medici en Florencia. Los Medici, mecenas muy adinerados, financiaron un concurso con el objetivo de elaborar el mejor postre frío del mundo. El ganador fue Cosimo Ruggeri, un alquimista, que creó un postre frío a base de natillas de huevo. En 1565 los Medici contrataron al arquitecto y artista Bernardo Buontalenti para organizar la recepción del Rey de España en la ciudad. Fue en esa ocasión que Buontalenti preparó un postre que se considera el antepasado del helado italiano: una crema fría a base de leche, yema de huevo, miel y vino aromatizada con bergamota, limón y naranja. El postre fue un gran éxito, pero debido al alto coste del hielo y la sal siguió siendo un postre para ricos.

Cien años después, hacia 1686, el chef siciliano Francesco Procopio dei Coltelli creó la primera mezcla para producir y envasar helado. La historia de Procopio dei Coltelli es una historia de emigración. El restaurador emigró primero de su Aci Trezza, cerca de Catania, para trasladarse a Palermo, donde perfeccionó el uso de una máquina de hacer hielo inventada por su abuelo. De allí emigró a París, donde se hizo cargo de un café que tomó su nombre, Café Procope, y que se convirtió en uno de los lugares más apreciados por la nobleza parisina. El propio Rey Sol probó el nuevo helado de leche. El invento de Procopio tuvo tanto éxito que Luis XIV le otorgó una concesión exclusiva para la producción de helado.

Sin embargo, en 1694, Antonio Latini, de la región de Las Marcas, un chef al servicio del virrey de Nápoles, escribió la primera receta conocida de sorbete de leche.

Pasó casi otro siglo antes de que el helado italiano cruzara el Atlántico y fuera exportado a Estados Unidos. En Nueva York, el genovés Giovanni Bosio abrió la primera heladería en 1770.

De nuevo, otro italiano, Italo Marchioni, fue el responsable de la invención del primer cono de helado en Estados Unidos. Era 1868.

Entre la Primera y la Segunda Guerra Mundial, en 1927, el boloñés Otello Cattabriga creó la primera heladera automática.

¿Existe una ciudad de helados? Sí, es Longarone, enclavado en los Dolomitas, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. La primera feria de helados comenzó aquí en 1959 y aquí se encuentra la Exposición Internacional de Helados Artesanos.

Muchas familias de heladeros de Belluno que emigraron después de la Segunda Guerra Mundial y contribuyeron a la difusión del helado en todo el mundo. Innovación, creatividad, diversidad y contaminación.

Los ingredientes de la historia del helado son los ingredientes de la cultura italiana.

Comentar

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de ser publicarse.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos del servicio.